Tipos de radares y multas a las que nos enfrentaremos este verano (1)

descarga

Como cada año, la DGT tiene preparada una campaña para reducir una de las principales causas de siniestralidad en España: el exceso de velocidad.

El gran protagonismo de esta campaña recaerá una vez más en los radares.

Así que, para que no nos sorprenda una multa, vamos a hacer un repaso a los diferentes tipos de radares que existen en nuestras carreteras y las velocidades a las que saltan para evitar recibir la típica multa que nos fastidia las vacaciones.

 

como-calcular-el-importe-de-las-multas-por-exceso-de-velocidad

RADARES FIJOS

Están ubicados en cabinas, carteles de información, o postes y están en un punto fijo al margen de la carretera. Están siempre señalizados. Los radares fijos para velocidades de hasta 100 kilómetros por hora, cuentan con 5 km/h de margen, mientras que para velocidades de más de 100 km/h, los radares se calibran con un 5% de margen.

Por ejemplo, si circulamos a 80 km/h, el radar no saltará a menos que pasemos a circular a 86 km/h, ya que existe un margen de 5 km/h. Sin embargo, si sobrepasamos los 100 km/h, el radar fijo saltará a los 126 km/h.

RADARES MÓVILES

Están situados en coches camuflados o en vehículos oficiales de la policía o la Guardia Civil. Estos dispositivos funcionan tanto si el coche en el que están instalados está en movimiento como si está parado. Los radares móviles para velocidades que no sobrepasen los 100 km/h, disponen de 7 km/h de margen, mientras que para velocidades de más de 100 km/h, se aplica el 7% de margen. Es decir, si circulas a 90 km/h, hasta los 98 km/h no saltará el radar. Sin embargo, en velocidades de más de 100 km/h, el radar móvil no saltará hasta los 128,4 km/h.

En nuestro siguiente post, os seguiremos contando a qué nos enfrentaremos este verano en las carreteras.


¿Quieres participar? Escribe un comentario ahora.