Se estrella contra un segundo piso y sale vivo.

DTgjMGGV4AA3DsL.jpg-large

El accidente que queremos contaros hoy tuvo lugar el pasado mes de enero en USA. Y la verdad es que es digno de ser contado por lo espectacular y francamente milagroso del asunto.

Ocurrió en Santa Ana (California), en plena noche de domingo 2 personas circulan con su coche a gran velocidad cuando, de repente, se encuentran en mitad del camino con una mediana. Este encuentro motiva que el coche salga volando y se estrelle contra la fachada de la segunda planta de un edificio situada a más de diez metros de altura.

Por suerte, no había nadie en el edificio, ocupado por una clínica dental, en el momento del impacto y, milagrosamente, las 2 personas que iban a bordo del coche no sufrieron heridas de gravedad.

Como se puede ver, el coche quedó incrustado y fue necesaria la intervención de los bomberos tanto para sacar el coche como para rescatar a uno de los pasajeros (el otro pudo salir por su propio pie).

La espectacularidad de la imagen da una idea de la fuerza del impacto.

 

DTgvFQAV4AAV5j9.jpg-large

El accidente también generó un pequeño incendio en la clínica pero pudo ser sofocado rápidamente.

Según el Departamento de Policía de Santa Ana, el conductor del automóvil admitió estar bajo los efectos de sustancias estupefacientes y fue internado en un hospital local para observación.

Los bomberos necesitaron de varias horas y una gran grúa para poder sacar el coche de la clínica dental. Como diría Matías Prats, parece que sacar el coche de allí fue un auténtico dolor de muelas.

 

 


¿Quieres participar? Escribe un comentario ahora.